Refugiados

Concepto Legal 

A los efectos de la Ley 26.165, el término refugiado se aplicará a toda a toda persona que:
 
“Debido a fundados temores de ser perseguida por motivos de raza, religión, nacionalidad, pertenencia a determinado grupo social u opiniones políticas, se encuentre fuera del país de su nacionalidad y no pueda o no quiera acogerse a la protección de tal país, o que, careciendo de nacionalidad y hallándose, a consecuencia de tales acontecimientos, fuera del país donde antes tuviera residencia habitual, no pueda o no quiera regresar a él. ”
“Ha huido de su país de nacionalidad o de residencia habitual para el caso en que no contara con nacionalidad porque su vida, seguridad o libertad han sido amenazadas por la violencia generalizada, la agresión extranjera, los conflictos internos, la violación masiva de los derechos humanos u otras circunstancias que hayan perturbado gravemente el orden público.”
 

Peticionantes de Refugio y Refugiados

Los peticionantes de refugio son personas que llegan a nuestro país y solicitan la protección del Estado argentino porque temen que en su país de origen su vida, libertad, seguridad e integridad física están en riesgo a causa de  persecuciones por su raza, religión, nacionalidad, pertenencia a un grupo social determinado, o por sus opiniones políticas; son también aquellas personas que huyen de su país porque sus vidas se ven afectadas por conflictos armados, violencia generalizada o situaciones que han perturbado gravemente el orden público. Mientras su solicitud se encuentra pendiente de resolución, los peticionantes de refugio gozan del derecho de permanecer legalmente en nuestro país, trabajar, acceder a la salud y a la educación pública.
 
Los refugiados son aquellas personas que han obtenido el reconocimiento por parte de la CONARE (Comisión Nacional para los Refugiados), órgano dependiente del Gobierno Nacional, encargado de evaluar las solicitudes. Los refugiados reconocidos en nuestro país tienen derecho a una residencia temporaria otorgada por la Dirección Nacional de Migraciones, y una vez radicados pueden obtener su DNI.
 
Tanto los refugiados como los peticionantes de refugio gozan de la protección del Estado argentino en cuanto a que:
  • por ningún motivo pueden ser devueltos a su país de origen, ni ser expulsados;
  • no pueden ser sancionados por ingreso ilegal a nuestro país, ni ser rechazados en frontera;
  • no pueden ser discriminados, se les debe otorgar el trato más favorable;
  • gozan del principio de confidencialidad por el cual su presencia y circunstancias personales en nuestro país no pueden ser comunicadas al gobierno de su país de origen, ni a las embajadas, o  consulados.
El reconocimiento de la condición de refugiado tiene carácter declarativo, lo que significa que la protección del Estado no se inicia desde el momento del reconocimiento, sino desde la solicitud misma. Ello implica que mientras su solicitud se encuentre pendiente de resolución, todo peticionante de refugio, goza de la protección del Estado.

Servicio

Mensaje del Papa Francisco 


"Emigrantes y refugiados no son peones sobre el tablero de la humanidad. Se trata de niños, mujeres y hombres que abandonan o son obligados a abandonar sus casas por muchas razones, que comparten el mismo deseo legítimo de conocer, de tener, pero sobre todo de ser “algo más”. Es impresionante el número de personas que emigra de un continente a otro, así como de aquellos que se desplazan dentro de sus propios países y de las propias zonas geográficas. Los flujos migratorios contemporáneos constituyen el más vasto movimiento de personas, incluso de pueblos, de todos los tiempos. La Iglesia, en camino con los emigrantes y los refugiados, se compromete a comprender las causas de las migraciones, pero también a trabajar para superar sus efectos negativos y valorizar los positivos en las comunidades de origen, tránsito y destino de los movimientos migratorios".

Luego de tantos años de experiencia en el trabajo de atención de peticionantes de refugio y refugiados la FCCAM logro crear una red de atención y contención formada por organizaciones internacionales, gubernamentales y de la sociedad civil para la primera atención inmediata y de emergencia y para promover la autosuficiencia e integración de refugiados y peticionantes en la sociedad Argentina.


• Facilitar el alojamiento y la alimentación dando prioridad a los casos de mayor riesgo.

• Facilitar el acceso a los sistemas públicos de salud.

• Facilitar el acceso y la permanencia al sistema público de educación.

• Facilitar el acceso a programas sociales en la emergencia e integración.

• Facilitar herramientas que permitan la autosuficiencia e integración en la sociedad argentina.

• Clases del idioma Español en sede.

• Asesoramiento, capacitación y derivación en la búsqueda de empleo.

• Promoción, orientación y derivación para capacitación técnica/oficios.

• Asesoramiento y orientación en lo que se refiere a sus derechos y deberes en la comunidad receptora.

• Orientación para la obtención de la documentación y la regularización requerida y presentación ante los organismos competentes.

• Asesoramiento respecto a la posibilidad de llevar a cabo la reunificación familiar de los refugiados ya conocidos (con el apoyo del ACNUR).

• Asistencia a los refugiados reconocidos que expresan su deseo de retorno para que éste se efectúe de manera ordenada y segura (con el apoyo del ACNUR).